La playa de Llevant ya está preparada para ellos…

El área de perros de la playa de Llevant tiene 1.250 metros cuadrados, con mobiliario y servicios adaptados, y una capacidad para 100 perros identificados con microchip. El espacio de ocio, separado físicamente del resto de la playa, permite al mismo tiempo garantizar una buena convivencia y velar por el bienestar de los animales.
El área de perros de la playa de Llevant se consolida después de dos pruebas piloto y una valoración de los usuarios de 7,7 puntos, y abrirá cada año coincidiendo con la temporada de baño.

La zona habilitada tiene una superficie de 1.250 metros cuadrados, separada con vallas para evitar que los animales puedan salir, y un aforo limitado a 100 perros, que tienen que estar obligatoriamente identificados con microchip para acceder.

Servicios adaptados

El espacio de ocio dispone de un abrevadero adaptado para perros grandes y pequeños, una ducha para los animales, urinarios urbandog ecológicos, que permiten reciclar la orina, y papeleras. Para las personas, hay duchas y un banco para que puedan descansar.

Un servicio de informadores controla los accesos y reparte bolsas de recogida de excrementos, los equipos de limpieza manual y mecánica trabajan diariamente para garantizar un buen mantenimiento del espacio, y el servicio de control de calidad del agua y de la arena evalúa que las condiciones de uso sean las óptimas.

El área de perros de la playa de Llevant estará abierta de 10.30 a 19.00 horas hasta el 16 de septiembre.

Cuida tu perro, cuida la playa

Para evitar que los animales sufran golpes de calor o deshidratación, se recomienda evitar las horas de máxima insolación y que los perros beban agua cuando lo necesiten.

Para una buena convivencia y para evitar conflictos, es necesario controlar los animales, evitar que causen daños en el mobiliario urbano, recoger las deposiciones y hablar con los otros propietarios antes de dejar el perro sin atar. En el caso de perros de razas potencialmente peligrosas, es obligatorio que siempre lleven el bozal y la cadena.

Balance del 2017

El pasado año jugaron en este espacio 18.268 perros, 156 por término medio por día, y no se detectó ningún incidente destacado. En comparación con el 2016, el número total de perros que disfrutaron del área habilitada aumentó en 5.000 usuarios, pero el porcentaje diario disminuyó, si bien se tiene que tener en cuenta que en el año 2016 el área permaneció abierta menos días.

El 79 % de los usuarios procedían de la ciudad de Barcelona, doce puntos más que en el año anterior.

Texto y foto: Prensa Ayuntamiento de Barcelona

Comentarios de Facebook

Publica un comentario